• La mediación en el ámbito laboral

    La mediación es un proceso voluntario y confidencial que ayuda a que las personas alcancen la solución a un conflicto a través del diálogo.

    En el marco de la organización de cualquier compañía, las relaciones entre empleados y superiores pueden llevar muchas veces a generar tensiones y situaciones de conflicto que pueden llegar a denigrar la buena relación laboral.

    La definición de los períodos vacaciones de los empleados, el horario laboral, los turnos de trabajo o las huelgas o expedientes de regulación de empleo, así como cualquier otro aspecto convivencia laboral pueden generar en un conflicto. Muchas veces estos problemas son resueltos mediante un proceso judicial, pero cuando el conflicto se desborda o la solución que puede aportar una sentencia judicial no va a satisfacer a ninguna de las dos partes, entra en juego la mediación laboral, para resolver el conflicto.

    La mediación laboral, tal y como su nombre indica, se define como la gestión de los conflictos entre compañeros, superiores o subordinados que surgen en el contexto de trabajo o profesional. Además, está respaldada por una institución gubernamental.

    Este tipo de mediación se caracteriza por ser una solución integradora, responde a los intereses de las partes y se garantiza el cumplimiento de la ley.

    Según expone el artículo 89 del Estatuto de los Trabajadores, este tipo de mediación se inserta tanto en la negociación colectiva, cuyos convenios colectivos han de prever mecanismos de solución de conflictos, como en la autorregulación de los interlocutores sociales relativa a los procedimientos de solución extrajudicial de conflictos.

    La tramitación del proceso de mediación podrá hacerse ante el servicio administrativo correspondiente o ante el órgano que asuma estas funciones.

    La mediación, según exponen los artículos 12 a 17 ASE-IV, será un procedimiento obligatorio siempre que lo solicite una de las partes en conflicto, como requisito pre-procesal cuando cualquiera de las partes pretenda la interposición de la demanda de conflicto colectivo ante la jurisdicción laboral, sustituyendo la conciliación previa requerida o como trámite previo a la convocatoria de huelga.

    En Rico- Beltrán Asesores, S.L nos encargamos de encontrar una solución a cualquier problema que satisfaga a todas las partes y permite recuperar un ambiente laboral óptimo.

    Post Tagged with

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Visit Us On TwitterVisit Us On Facebook